Portada

Entrevista a Fernanda Torres Villarrubia, Abogada, Jefa Regional del Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH), Antofagasta

¿Cuándo tú dices reparaciones integrales, a qué te refieres exactamente?

Me refiero desde los sistemas PRAIS (3), es decir desde que hayan sistemas eventuales de reparación física psicológica, de pensiones, de reconocimiento. Piensa en lo que le costó a la Agrupación por la Memoria Histórica Providencia que el sitio fuera reconocido. Las víctimas deben poder acceder a esos lugares, que “ojo”,  no son sólo lugares de memoria, son lugares probatorios también, o sea sirven para determinar temas probatorios, que lamentablemente están en el sistema penal antiguo, entonces necesitamos esos testimonios y necesitamos esos lugares. Yo creo, el Estado está en deuda con esas víctimas, que pasan los años, algunas quedan, algunas se han ido, y ¿qué pasa con esa memoria? Yo lo he conversado bastante con las agrupaciones, de que no hay que olvidarlo, que hay que mantener esa memoria. La última condena que tuvimos ahora hacia la Caravana de la Muerte, respecto de lo sucedido en Antofagasta, si bien no es una condena que viene a reparar, es una condena además que, monetariamente, las mismas víctimas han señalado que no repara algo, reconoce que ahí hubo una violación, reconoce que ahí hubo muerte, hubo tortura. Lamentablemente es una condena que llega 40 años después.

Fernanda, frente a la grave crisis financiera de la CIDH(4) que ha llevado a la suspensión de audiencias e inminente pérdida de casi la mitad de su personal, ¿cuál es la opinión del INDH, y cómo afecta este hecho a Chile finalmente?

Es lamentable, el Instituto en ese sentido, lo que ha hecho es transmitir las noticias, o los requerimientos de la Comisión Interamericana y la Corte Interamericana a través de sus pronunciamientos, y ver qué va a suceder. Eso deja, obviamente, en una indefensión a los mismos particulares frente a violaciones del Estado, cuando ya el Estado no puede responder. Es grave, porque eso significa, y la misma Comisión y la Corte lo han señalado; si antes nos demorábamos tres o cuatro años, ahora estaremos siete u ocho años obteniendo una reparación, y Chile tiene condenas importantes reparativas en esa materia y tiene bastantes denuncias. Entonces es una situación grave que no nos afecta sólo como país, sino que afecta a la región completa, o sea esto es América Latina y El Caribe quienes estamos dentro de la Comisión de manera importante.

Fernanda, para terminar, nos gustaría pedirte que te dirijas a Antofagasta, como INDH, a las personas que podrían eventualmente recurrir a ustedes, estudiantes secundarios, universitarios, pobladores, migrantes, y les envíes un mensaje.

Bueno, primero que todo, decirles que cuenten con el INDH. El Instituto lleva muy poco tiempo en Antofagasta, pero somos todos profesionales, con gran vocación y cariño hacia los derechos humanos y hacia la gente. Que se sientan con la confianza de acercarse al Instituto. Que nosotros, dentro de la ley y dentro de las posibilidades que tengamos, siempre vamos a poder ayudar, o dar una solución, o dar una orientación guiada, y  que tengan la confianza de que, si ellos se sienten vulnerados en sus derechos fundamentales y sienten que el Estado no ha respondido, tengan la suficiente apertura y confianza de llegar a nuestras oficinas, contactarse con nuestros profesionales y poder  hacer también una defensa, que no sientan miedo de exigir lo que les corresponde, que son sus derechos, porque detrás de esa exigencia, vamos a estar nosotros protegiendo.

 

Antofagasta, 02 de junio, desde las oficinas del INDH, calle 14 de febrero 2056, oficina 1401.

 

(1) Se trata de una serie de normas que fijan la naturaleza, alcances y líneas de acción de las instituciones nacionales de derechos humanos que el Sistema de Naciones Unidas recomienda a los Estados crear para la promoción y protección de dichas garantías. Fueron elaborados en París en 1991, y adoptados en 1993 por la Asamblea General de la ONU.

(2) Es una autoridad del Estado encargada de garantizar los derechos de los habitantes ante abusos que puedan hacer los poderes políticos.

(3) El Programa de Reparación y Atención Integral en Salud y Derechos Humanos, PRAIS, es el instrumento de reparación del Ministerio de Salud, que se hace cargo de las necesidades de salud de las personas más severamente afectadas por la represión política ejercida por el Estado en el periodo comprendido entre el 11 de septiembre de 1973 y el 10 de marzo de 1990.  Las personas incluidas en dicho Programa, según lo estipulado en la Ley Nº 19.980, tienen derecho a recibir atención de salud gratuita en la red pública, indistintamente de su tramo de ingreso o si es afiliado de una Isapre.

(4) La Comisión Interamericana de Derechos Humanos es un órgano principal y autónomo de la Organización de los Estados Americanos (OEA) encargado de la promoción y protección de los derechos humanos en el continente americano. Está integrada por siete miembros independientes que se desempeñan en forma personal y tiene su sede en Washington, D.C. Fue creada por la OEA en 1959 y, en forma conjunta con la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH), instalada en 1979, es una institución del Sistema Interamericano de protección de los derechos humanos (SIDH).

 



Comentarios: Entrevista a Fernanda Torres Villarrubia, Abogada, Jefa Regional del Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH), Antofagasta