Desafio-estudiantil

Los próximos desafíos del movimiento estudiantil

Asume el gobierno de Bachelet y con eso las expectativas de importantes sectores de masas en sus anuncios de reformas al modelo político-económico heredado desde la dictadura. Pero las expectativas son acompañadas de desconfianza,

por más discursos de cambios con “retroexcavadora” que den los políticos de la Nueva Mayoría no se puede borrar los 20 años contribución al fortalecimiento del neoliberalismo.

Esa desconfianza la intenta neutralizar con una ofensiva, anuncios  de reformas en salud, pronunciamiento por el matrimonio igualitario, anuncios de legislación sobre el aborto, reforma tributaria y la esperada reforma educativa, acompañado de reuniones con alcaldes, dirigentes sindicales, rectores, etc. buscando cooptar y encausar las demandas que la calle levanta hacia el parlamento.

Los anuncios tensan todas las relaciones del gobierno. A la interna de la Nueva Mayoría, la DC busca moderar aún más las reformas, mientras que la derecha se espanta frente a la “radicalidad” de los cambios y la posibilidad que surja “afanes refundacionales”. Y no están tan equivocados, las expectativas de cambios, junto a la desconfianza al gobierno, la crisis del régimen pinochetista y sumado a las experiencias de lucha y organización que ha tenido el movimiento estudiantil y ahora ultimo el movimiento obrero (que viene un proceso lento de recomposición pero que en el último año ha tendido a dinamizarse) nos muestra una tendencia a que la calle cobre un mayor protagonismo y  con eso posibilidades de desbordar las intenciones reformistas moderadas del gobierno. Estas fuerzas en pugna se encuentran en equilibrio, ninguna logra imponerse sobre la otra, pero tiene bases inestables y más temprano que tarde debe inclinarse hacia algún bando.



Comentarios: Los próximos desafíos del movimiento estudiantil